Se ha producido un error en este gadget.

martes, 5 de noviembre de 2013

Socialismo, liberalismo y rebeldía.

Y, por último, el Estado liberal vino a depararnos la esclavitud económica, porque a los obreros, con trágico sarcasmo, se les decía: «Sois libres de trabajar lo que queráis; nadie puede compeleros a que aceptéis unas u otras condiciones; ahora bien: como nosotros somos los ricos, os ofrecemos las condiciones que nos parecen; vosotros, ciudadanos libres, si no queréis, no estáis obligados a aceptarlas; pero vosotros, ciudadanos pobres, si no aceptáis las condiciones que nosotros os impongamos, moriréis de hambre, rodeados de la máxima dignidad liberal». Y así veríais cómo en los países donde se ha llegado a tener Parlamentos más brillantes e instituciones democráticas más finas, no teníais más que separamos unos cientos de metros de los barrios lujosos para encontramos con tugurios infectos donde vivían hacinados los obreros y sus familias, en un límite de decoro casi infrahumano. Y os encontraríais trabajadores de los campos que de sol a sol se doblaban sobre la tierra, abrasadas las costillas, y que ganaban en todo el año, gracias al libre juego de la economía liberal, setenta u ochenta jornales de tres pesetas.
Por eso tuvo que nacer, y fue justo su nacimiento (nosotros no recatamos ninguna verdad), el socialismo. Los obreros tuvieron que defenderse contra aquel sistema, que sólo les daba promesas de derechos, pero no se cuidaba de proporcionarles una vida justa.

Ahora, que el socialismo, que fue una reacción legítima contra aquella esclavitud liberal, vino a descarriarse, porque dio, primero, en la interpretación materialista de la vida y de la Historia; segundo, en un sentido de represalia; tercero, en una proclamación del dogma de la lucha de clases.

El socialismo, sobre todo el socialismo que construyeron, impasibles en la frialdad de sus gabinetes, los apóstoles socialistas, en quienes creen los pobres obreros, y que ya nos ha descubierto tal como eran Alfonso García Valdecasas; el socialismo así entendido, no ve en la Historia sino un juego de resortes económicos: lo espiritual se suprime; la Religión es un opio del pueblo; la Patria es un mito para explotar a los desgraciados. Todo eso dice el socialismo. No hay más que producción, organización económica. Así es que los obreros tienen que estrujar bien sus almas para que no quede dentro de ellas la menor gota de espiritualidad.

No aspira el socialismo a restablecer una justicia social rota por el mal funcionamiento de los Estados liberales, sino que aspira a la represalia; aspira a llegar en la injusticia a tantos grados más allá cuantos más acá llegaran en la injusticia los sistemas liberales.
Por último, el socialismo proclama el dogma monstruoso de la lucha de clases; proclama el dogma de que las luchas entre las clases son indispensables, y se producen naturalmente en la vida, porque no puede haber nunca nada que las aplaque. Y el socialismo, que vino a ser una crítica justa del liberalismo económico, nos trajo, por otro camino, lo mismo que el liberalismo económico: la disgregación, el odio, la separación, el olvido de todo vínculo de hermandad y de solidaridad entre los hombres.

Así resulta que cuando nosotros, los hombres de nuestra generación, abrimos los ojos, nos encontramos con un mundo en ruina moral, un mundo escindido en toda suerte de diferencias; y por lo que nos toca de cerca, nos encontramos en una España en ruina moral, una España dividida por todos los odios y por todas las pugnas. Y así, nosotros hemos tenido que llorar en el fondo de nuestra alma cuando recorríamos los pueblos de esa España maravillosa, esos pueblos en donde todavía, bajo la capa más humilde, se descubren gentes dotadas de una elegancia rústica que no tienen un gesto excesivo ni una palabra ociosa, gentes que viven sobre una tierra seca en apariencia, con sequedad exterior, pero que nos asombra con la fecundidad que estalla en el triunfo de los pámpanos y los trigos. Cuando recorríamos esas tierras y veíamos esas gentes, y las sabíamos torturadas por pequeños caciques, olvidadas por todos los grupos, divididas, envenenadas por predicaciones tortuosas, teníamos que pensar de todo ese pueblo lo que él mismo cantaba del Cid al verle errar por campos de Castilla, desterrado de Burgos: ¡Dios, qué buen vasallo si ovierá buen señor!

Extracto de un discurso pronunciado en el Teatro de la Comedia de Madrid, el día 29 de octubre de 1933, por un hombre asesinado posteriormente por las tropas republicanas que, (todo dicho sea de paso), quisieron canjearlo en repetidas ocasiones porque era un hombre que tenia simpatías en todos los ámbitos politicos, pero el pequeño enano cabron con bigote y sus amigos de la banca que le financiaban no accedieron al canje.

Un tío peligroso de ideas revolucionarias: el beneficio para el productor, justicia social y eliminación de los caciques, eso, en este país, es muy peligroso.

Cada día me gusta más lo que leo de este hombre, ya se, leer a José Antonio, pudiera acarrearme la hoguera politicamente correcta, eso si; pero me da igual, sus discursos son brillantes, con un mensaje claro y rotundo que me parece valido para la España actual.
Una España de caciques políticos, sin ilusión, donde los únicos que ganan son los que nunca han producido nada y lo que es seguro, jamas producirán nada.
Los productores estrangulados por las cadenas de distribución, los autónomos han desaparecido, las pequeñas empresas están dedicadas a hacer el trabajo de las grandes a un costo inferior y se emplean para burlar las condiciones de trabajo y de seguridad.
La financiación y el capital va a operaciones de especulación, no de producción, si consideramos que un empleo de una empresa de automóviles genera a su alrededor otros cinco (esto es un dato económico real), tendremos el porqué de nuestras asombrosas cifras de paro, no producimos nada.

Nuestras empresas de fabricantes se han transformado en importadores y ya no necesitan trabajadores sino financiación de la especulación, se juega con los productores de los países como con marionetas.
El otro día vi en Mercadona naranjas de Uruguay con etiqueta Naranja de Valencia y aquí no pasa nada.

Aquí son de Argentina
La asombrosa inmoralidad, falta de respeto y apatía de nuestras pandillas políticas es asombrosa, las discusiones fuera del interés general del estado son increíbles, acabadas las ideas, el discurso y la iniciativa los socialistas quieren desenterrar a Franco, otra cortina de humo para tapar su habitual ineficacia.
España está perdiendo trabajadores TODOS LOS DÍAS, de hecho cada día que pasa son menos los trabajadores que pagan impuestos trabajando, mientras los del PP hablan de creación de empleo, en una de las mayores mentiras de la Historia.
Se destruye el tejido productivo del estado maestros, profesores, militares, funcionarios y a cambio entran constructoras transformadas por arte de magia en empresas de servicios, es decir pagamos gestores para que no gestionen nada y el Estado queda secuestrado con contratos que de disolverse dejaran enormes dividendos a estas compañías y si continúan dejaran servicios básicos de interés público en manos de oligarcas financieros, una estafa a gran escala.

No hay estructura a largo plazo, lo más lejos que miran son las próximas elecciones, y de hecho están pensando en hacer obras en toda España para ganar las próximas elecciones, lo veremos con nuestros ojos de ciudadanos atontados.
Cualquier pensamiento que venga de la otra parte es ninguneado, crean divisiones ficticias, luchas irreales, viven de la separación de los ciudadanos en bloques porque así somos más manejables y nos olvidamos de lo que importa, perdidos en colores políticos nos roban, nos saquean y nos prostituyen.

Son mezquinos, son cobardes, son interesados, son corruptos y sobre todo son inútiles.
Otro día hablare de los medios de producción (que son comúnmente asociados a los coches y que en realidad no tienen nada que ver) que yo vendo y de como están quitando a miles de trabajadores de su trabajo, 150.000 camiones menos hay circulando en España desde que entró la crisis, de como cada dia se mueven 3.900.000.000 de kilos menos,  de como esta crisis ha hecho que cerremos una de cada dos empresas del sector del camión (como mínimo) en España, de como los empresarios juegan con los países para crear empresas en Bulgaria aunque trabajen en España, o crean falsas cooperativas de autónomos, para pagar sueldos búlgaros con precios españoles, que al final es lo que hacen las cuadrillas políticas poner impuestos europeos a sueldos españoles.
En un país de vivillos la inteligencia es perseguida por burócratas a sueldo de puesto libre y prebendas inmerecidas e innecesarias.
Por eso es normal que me guste la gente que habla de productores y José Antonio lo hacia frecuentemente, por eso entiendo que mucha gente le critique, el trabajo honrado en España esta muy mal visto, es más, creo que esta perseguido por todo un ejercito de funcionarios dirigidos por parásitos.
Leer lecturas prohibidas por la izquierda y la derecha progresistas, demócratas y de buen rollo, le da a uno un plus de rebeldía, confieso que lo prohibido y lo moralmente incorrecto siempre me llamaron la atención, no vaya a pensar la gente que me he quedado acomodado o acojonado, que suelen ser sinónimos.

Que Fortuna no nos aborregue.








26 comentarios:

Miquel dijo...

Joder, que extensos son tus pensamientos.
Yo no suelo pensar tanto, me muero de aborregamiento...
De acuerdo en casi todo el escrito, tengo algunas discrepancias, pero el final es el mismo. De acuerdo.
Te ruego OS RUEGO...os paseís por la página de TOT...NO es necesario escribir, no es necesario...pero porfa, mirad lo que estos HIJOS DE PUTA están haciendo al obrero. Como es increible, y si algún dia lo pongo no os lo vais a creer, miradlo, es una súplica. gracias.
Salut

Temujin dijo...

El enlace aqui.

Es más de lo mismo, la imposición, a los trabajadores de condiciones que coartan su libertad.

Tesa dijo...

Aborregados y con esa calaña de pastores que nos van guiando hasta la más absoluta mierda.
Qué triste.

Luis Antonio dijo...


José Antonio puede deslumbrar con su elocuencia y sentido līrico, pero lehitima el el ejercicio de la violencia, «la dialéctica de los puños y las pistolas», para propiciar un Estado autoritario. Esta frase suya lo pone de manifiesto:

"La Patria es una síntesis trascendente, una síntesis indivisible, con fines propios que cumplir; y nosotros lo que queremos es que el movimiento de este día, y el Estado que cree, sea el instrumento eficaz, autoritario, al servicio de una unidad indiscutible, de esa unidad permanente, de esa unidad irrevocable que se llama Patria."

La diferencia y el pluralismo no están en su pensamiento. La unidad está muy bien cuando no se impone por la fuerza...

Saludos

Dr.Krapp dijo...

Tengo cerca un libro con discurso de Adolf Hitler y te resultaría curioso comprobar el parecido que tiene con lo que tu has puesto del tal José Antonio. En la red puedes acceder a discursos y escritos de Mussolini que son clónicos de este que sin duda fue inspirado por un fascista ejemplar: Ramiro Ledesma Ramos.
A ver, JA. era hijo de un dictador que gobernó 7 años y si un niño bien como él se metió en la política fue para defender el legado y la memoria de su padre. Luego pasó de un ultraconservadurismo tradicional a la idea preconizada por los jóvenes fascistas en boga. Con ellos montó la Falange cuyas mesnadas, al igual que las de izquierda, se dedicaban a dar palizas y asesinar a diestro y siniestro.
La prueba de que las ideas de J.A. son un pastiche mal digerido está en el simple hecho de que lo que dice en el primer párrafo sobre las diferencias entre grupos sociales se contradicen con el otro en el que abomina de la lucha entre ellas. ¿Qué esperaba que los patrones y los obreros, los caciques y los jornaleros terminaran sus disputas a base de besos y carantoñas?
Querido, Temujin, el fascismo no es la solución, créeme. Tras las bellas palabras hay un reguero de sangre que no se ha secado.

Temujin dijo...

Tesa, lo peor, lo que más me rechina y me cabrea es que saquen la palabra democracia continuamente...

Temujin dijo...

Luis Antonio, creo que te refieres a este texto:
"Y queremos, por último, que si esto ha de lograrse en algún caso por la violencia, no nos detengamos ante la violencia. Porque, ¿quién ha dicho –al hablar de "todo menos la violencia"– que la suprema jerarquía de los valores morales reside en la amabilidad? ¿Quién ha dicho que cuando insultan nuestros sentimientos, antes que reaccionar como hombres, estamos obligados a ser amables? Bien está, sí, la dialéctica como primer instrumento de comunicación. Pero no hay más dialéctica admisible que la dialéctica de los puños y de las pistolas cuando se ofende a la Justicia o a la Patria."

Pero también dice esto otro en un texto que se titula Las ventajas de ser pistolero, donde

Ya no tengo armas. Estoy dentro de la ley. Los pistoleros sí las tienen, y las conservarán. Tal vez, incluso, traten algún día de usarlas contra los buenos ciudadanos como yo. Pero se equivocarán si esperan que nos defendamos por el mismo procedimiento. Lo que haremos será despreciarlos con toda nuestra alma, como a sujetos desprovistos de la más rudimentaria sensibilidad jurídica. Y si ellos pueden más que nosotros, nos asaltan, nos roban y nos matan, nosotros moriremos inermes y orgullosos, como mueren los que han hecho un culto de la ley.

¿Que parte de José Antonio es la buena?.
No creo que José Antonio tuviese como idea homogeneizar España, más bien aprovechar las virtudes de cada zona en beneficio del conjunto.

Temujin dijo...

Krapp, todos los movimientos políticos tienen sus regueros de sangre propios y "el que este limpio de pecado que tire la primera piedra". En aquellos tiempos eran frecuentes las escaramuzas callejeras, algunas por la derecha y otras por la izquierda.
Para mi de lo que abomina es de la separación de clases, es decir, que uno por ser obrero tenga que odiar a todos los empresarios y viceversa, esa cultura de bandos a la que tan propicio es este país.
Que no todos los empresarios son el coco y todos los empleados son la reina de las virtudes, que es una cosa que también comparto con el. Personalmente yo metería en los sindicatos a los pequeños autónomos, a esas empresas unipersonales, pero eso en este tiempo es imposible. Respecto a la violencia fue la izquierda la que no supo tolerar el triunfo de la derecha en 1933 en elecciones democráticas (más o menos al uso de la época) y esto desencadenó la violencia callejera y matanzas indiscriminadas por ambas partes.

Personalmente pienso, y es una opinion, que vivimos en una dictadura que usa a los partidos como medio para gobernar, pues es frecuente ver a partidos de la izquierda utilizar formulas de la derecha y a partidos de derecha utilizar formulas de la izquierda y en ambos casos cada una coge lo peor de la otra, que no lo mejor, para el beneficio de los de siempre.
Un saludo.

Francesc Puigcarbó dijo...

como reza una pintada al lado de mi casa: COMO VAMOS A TENER TRABAJO SI LO IMPORTAMOS TODO DE FUERA.
y otra al lado más descriptiva:
A tomar pal culo too!

salut

Desastre manifiesto dijo...

Me resulta tremendamente curioso como te haces eco en ocasiones, como esta, por ejemplo, de discursos de personajes que no tienen ni un solo argumento con la mínima solidez con la que sostener lo dicho, pues son contracdictorios en si mismos y están llenos de sentencias personales de las que no pueden argumentar su base. Todo lo contrario que cuando utilizas tus propias palabras. Estas pueden ser debatidas y se puede estar en acuerdo o desacuerdo (todo son puntos de vista y ninguno es más válido que el otro) Pero lo que no es posible es derribar son tus argumentos ya que la coherencia de lo que escribes con, los que pregonas, tus ideales es tan completa y contundente que los hacen incuestionables como sustento de tus opiniones.

Esta contrapuesta dualidad me causa cierta intriga.

María dijo...

Siempre te he dicho y mantengo TEMU, que me importa muy poco quien diga algo si me resulta coherente y razonable, ahora bien, es muy cierto que sin querer un vez conoces el perfil de quien lo dice, su trayectoria o lo que como en este caso luego han hecho con estas palabras con las que sin duda en esencia casi todos estemos de acuerdo, todo lo leído mi querido TEMU toma otro cariz y en este caso es verdad que el tufo fascista asusta, porque aunque también tienes razón al decir que ninguno de los grandes ideólogos llevados a la practica en las diferentes formaciones y revoluciones está libre de sangre, hay mucha diferencia en los motivos por los que en unos y en otros casos fue derramada y eso es lo que marca la diferencia.

Todos cometieron errores, solo que algunos, como los falangistas asesinaron a diestro y siniestro y sí TEMU, es innegable que los falangistas que bebieron en las letras de Jose Antonio usaron el silencio de las pistolas y aunque también es verdad que físicamente Jose Antonio no participó en el tiroteo -se lo cargaron antes- ha sido asesinada tantísima gente en este país por culpa de la ideología falangistas a cuyo pie está su nombre, que me resulta imposible por respeto a toda esa gente salir en su defensa. Él no sé si fue bueno o malo, no lo sé.. lo que sí se es que usando sus palabras se hizo muchísimo daño a gente inocente.

El mayor lastre de Jose Antonio fueron sus orígenes y las secuelas sangrientas que dejaron sus a lo mejor mal usadas o quizá malinterpretadas palabras, eso tampoco lo sé.

Desde luego yo, ni creo en la lucha de clases, ni en la visión materialista y acérrimamente racionalista de ninguna ideología...ahora bien, aun creo menos en las pistolas de nadie, las empuñe quien las empuñe y sea cual sea el motivo por el que las empuñe.


Muchos besos TEMU

Toy folloso dijo...

¿Cómo fundir -quitando lo malo-, lo bueno del capitalismo con lo bueno del socialismo?.

Daltvila dijo...

Me asustan las ideas mal conducidas Temujín.

En cuanto a lo de las naranjas de Mercadona, a mí no me hace falta leer la letra pequeña para saber que no son de aquí, se nota en la apariencia y el sabor. Espero que ahora que empieza la temporada saquen a la venta las de aquí. Me voy a fijar ;)

Gemma dijo...

Pero realmente no sé si eso es ya un plus de rebeldía. Quiero decir que todo está tan petado, consumado, visto, usado, desgastado, retorcido, desvirtuado...cuesta mucho hoy en día encontrar lecturas prohibidas. ¿quién las escribe para que las encontremos? Dónde las ocultan? todo está dicho, y nadie nos escucha.

La cleptocracia lo ha saqueado todo, moralidades, ideales, bolsillos, esperanzas, negocios, no logra sin embargo terminar con los nacionalismos aunque en realidad ya no sepamos donde están los límites de nada, no gritamos que dimitan, vamos andando entre pitos sordos que se agrupan al pie de unas pocas empresas, de contados edificios, toca el cláxon te indican, toca el cláxon contra los políticos...qué tiene que ver el ruído del cláxon? quieres que lo toque seguido o con intermitencias? lo pulso a fondo? me oirán mejor? seguro? ya no hay espacio para rebeldías, ni intensidades, ni me divierte...la rebeldía es de unos pocos privilegiados.

Besos.

Malo Malísimo dijo...

Querido Temu...ojo que terminas montando un sindicato vertical...

Lo que ha ocurrido es que el llamado socialismo democrático se olvidó de lo de socialismo que lo reconvirtió en socialdemocracia y terminaron jugando a Republicanos y Demócratas y se olvidaron que el Socialismos no puede convivir con el Capitalismo porque son opuestos pero claro...¡Que bien se vive con dinero! Que soy más que utópico...pues bueno, pues vale, pero una utopía puede mover una montaña.

Joselu dijo...

El fascismo propugna la construcción de un estado totalitario. José Antonio bebía del fascismo italiano y alemán por los que sentía grandes simpatías y en España era su representante. Sol hay que ver su parafernalia del brazo a la romana y sus camisas azules con correajes. El fascismo es una doctrina irracionalista que vive de la esencia de la patria y aspira a su unidad espiritual, elimina los partidos y toda disidencia y construye un estado opresor donde teóricamente se armonizan todas las tensiones entra patrones y obreros. La falange era una fuerza que no tenía ningún diputado en las elecciones de 1936, pero por su carácter de fuerza brutal de choque durante la guerra y la muerte de José Antonio se convirtió en un grupo de fuerte presencia que inspiró al dictador y nutrió su estado totalitario. Nada bueno pudo salir de aquello. Y las escuadras falangistas fusilando a la gente indefensa son un buen referente para saber qué entendían por defensa de la patria. Muchas de las cunetas llenas de fusilados que están toavía allí fueron causados por los falangistas y su odio hacia los obreros con conciencia de clase así como a los demócratas en general.

Temujin dijo...

Francesc, esas pintadas son un buen resumen de nuestra economía, sobre todo la primera, ahora he oído a Madina el del soe, decir que tiene miedo de la gente que quiere solucionarlo todo, menuda peña...

Temujin dijo...

Desastre a mi me gusta la diversidad y por eso pongo a Primo de Rivera y a Proudhom, aunque son contrarios es curioso ver como comparten visión de los males de esta sociedad, la excesiva intromisión del Estado en las personas, las cargas burocráticas las leyes creadas para sujetar la posición de algunos en la administración y sobre todo el cercenamiento voraz de las libertades del individuo en aras de los partidos políticos, que al final son lacayos serviles de los poderes económicos. Cuando acabe esta legislatura me saldré del partido y jamas votare a ningún partido mayoritario.
Un saludo y gracias por el elogio, tomate algo, que ya te lo pagaré cuando pueda.jejejeje

Temujin dijo...

Maria, se ha confundido y muy a menudo a los que dieron el golpe de Estado y crearon la guerra civil con José Antonio, interesadamente creo los franquistas cogieron la figura de José Antonio y la hicieron suya, si lees veras que hay un grupo "Los falangistas de Burgos" que dieron bastante guerra al caudillo y fueron muy críticos con él, tanto es así que a alguno lo encarcelaron siendo falangista y a otro le condenaron a muerte (posteriormente indultado). Esa confusion de Franco con José Antonio es causa de que su pensamientos y discursos sean poco conocidos y respecto a la violencia, fue una respuesta a la violencia de grupos de izquierda, una violencia de izquierda que ha sido tapada en la mal llamada memoria histórica, que aquí pasamos de un lado a otro, con extrema facilidad y en ese camino se tapa la realidad de los hechos. Por cierto ¿me has vetado en tu blog, facista? no se me publican dos comentarios...jejeje

Temujin dijo...

Toy Folloso, con cerebro, sentido común y sin etiquetar previamente nada. En este país algo muy difícil.

Temujin dijo...

Daltvila, a mi eso de traer fruta de la otra parte del mundo, me parece una aberración, de mercadona o del c..o de la Bernarda. Aquí se nos priman los monocultivos, como se hizo en Africa y eso traerá consecuencias catastróficas en el futuro, en la diversidad esta el gusto y el futuro. Esta es una Europa de los mercaderes (en la peor connotación de la palabra) y debiera ser de las personas.

Temujin dijo...

Gemma, cuando tu mientas a Primo de Rivera en algún sitio, pitan las alarmas, las orejas se ponen tiesas y el calificativo despectivo de facha, fascista o similar ya esta metido en el cerebro de tu interlocutor, las ideas no son escuchadas porque ya nos pusieron el filtro de la etiqueta, nos han educado en un sociedad donde hay pensamientos e ideas aceptables y otras no. Me he leído últimamente bastantes discursos y escritos suyos, no he visto un canto a la violencia y si he visto una denuncia de la especulación, del poder financiero dedicado tan solo a generar más riqueza a quien más tiene, he visto defender a los productores y he visto ciertas cosas muy coherentes. Cuando digo rebeldia es por eso, porque esta prohibido defender las ideas de José Antonio y aunque a mi su visión de la Iglesia en el Estado no me gusta, ni su espiritualidad con forma de Iglesia me repugna, no le quitos méritos donde creo que les tiene y aprendo de él muchas cosas buenas, que también las tiene. Una vez puse un pedazo de discurso aquí sin poner el autor y a mucha gente le gusto su planteamiento, ¿porque si conocen al autor, le desestiman?, ¿es esa una postura lógica, despreciar lo que no se conoce?
Besos

Temujin dijo...

Utopia es un magnifico libro de Tomas Moro que se debiera leer en las escuelas "De optimo reipublicae statu, deque nova insula Vtopiae "
Aqui la izquierda ha estado muy perdida en batallas estúpidas que hacen perder tiempo y esfuerzos, eso sin contar toda la casta que han ido recogiendo por ahi, su labor en Cajas de Ahorro, Ayuntamientos y Gobiernos ha dejado muchas cosas sin hacer, separaciones en zonas con distintos discursos, como si los problemas de los trabajadores fuesen diferentes; y esas cosas que tu y yo ya sabemos y hemos coincidido o discutido muchas veces.
Ahora mismo he oído a Madina hablar y me ha dado pena ¿que hace una persona así al frente de un partido de izquierdas?
Con lo de Franco lo mismo, eso no se pide cuando se esta en la oposición para joder al personal y meter la mosca al ganado, eso se hace cuando se esta en el Gobierno, se manda una citación a la familia y se hace en quince días. No se a que juegan, la verdad o mejor dicho si lo se y me lo callo por respeto a tu persona.

María dijo...

Mi querido falangista raro jaja... sepa usted que mi blog es muy respetuoso con todo lo que le regalan en letras y salvo que sean estupideces escritas con el único ánimo de molestar ( cosa que jamás has escrito tú) toodo, todo lo que está dentro, asoma fuera.. así que tus palabras se las llevó el viento porque allí tuyo no vi nada más que lo último que dejaste y desde entonces naadie ha salido ni entrado del blog:))

Y por cierto... ¿sabes lo que pienso de todo esto? que al final ni importan las ideas, ni las palabras de nadie, solo las personas, una por una e individualmente y supongo que habrá habido falangistas, fascistas, socialistas, rojos, azules y verdes buena gente y lo mismo de la peor calaña.



Muuuchos besos ¡¡cacho facha!! jaja

Temujin dijo...

Joselu, yo soy partidario de que los niños vayan a la escuela con uniforme por múltiples razones, creo que los uniformes igualan a las personas y rompen las barreras sociales, creo que eso fue la inspiración de Jose Antonio, aparte la estética tan depurada de algunos europeos.
Si lees la ley de partidos actual veras que es casi imposible fundar un nuevo partido, prácticamente imposible, y así lo hicieron PP y Psoe para continuar su particular oligarquía de partidos.
José Antonio no creía en la democracia, ni en las elecciones, de hecho se presento casi a la fuerza y así lo dice en sus discursos políticos. Como ya he dicho antes, al triunfo de Franco se le sumaron muchos "falangistas" al igual que a su muerte surgieron como setas "antifranquistas luchadores de la libertad". Si puedes infórmate del grupo de falangistas de Burgos, en el que había unos cuantos catalanes curiosamente. Si puedo luego te busco el enlace.

Temujin dijo...

¡¡¡Heil Maria!!!, ya pondré otro comentario cuando pueda que estoy liado, pero prometido porque esa serie para mi fue un icono, me encantaba...

¡¡¡Heil Maria!!!