lunes, 6 de junio de 2011



Dicen que el conductismo es como una “ingeniería de la conducta”.
Cuando cambia un semáforo de color modificamos nuestra conducta de forma que solo vemos una orden de avanzar sin tener en cuenta otras circunstancias. Estoy seguro que muchos de nosotros cuando pasamos un semáforo en verde en un cruce, ni miramos siquiera si alguien viene por la perpendicular. ¡¡¡Que fácil es crear el caos en este mundo!!!.

Este ejemplo pudiera asimilarse a otras muchas situaciones de la vida en las cuales reaccionamos ante determinadas señales. Somos guiados por ellas.

Recuerdo lo que dijo Watson:

Dadme una docena de niños sanos, bien formados, para que los eduque, y yo me comprometo a elegir uno de ellos al azar y adiestrarlo para que se convierta en un especialista de cualquier tipo que yo pueda escoger, (médico, abogado, artista, hombre de negocios e incluso mendigo o ladrón), prescindiendo de su talento, inclinaciones, tendencias, aptitudes, vocaciones y raza de sus antepasados”

Aunque, yo creo que siempre es más fácil aprender a tocar el piano para el hijo de un pianista , que para cualquier otro; la opinión de Watson es para tener en cuenta.

Es por esto por los que los niños que se vuelven soldados son los más crueles, porque su aprendizaje les ha mostrado que eso esta bien y no han podido comparar con otras enseñanzas éticas.

Basicamente, si nos pinchan de forma adecuada, en los mismos sitios, reaccionamos de igual manera.

Cuando veo cámaras de televisión filmando en las calles nuestros movimientos, nuestros afectos, nuestras discusiones, en definitiva, nuestros estímulos personales; me imagino que alguien nos examina con la mirada de quien estudia como manejarnos, como pacificarnos, como utilizarnos....
La mirada del científico en el microscopio, observando a un virus que quiere domesticar.
Por eso no me gustan, me recuerdan a Utopía, el Mundo Feliz donde los ciudadanos, confortablemente anulados en su personalidad por la droga “soma”, han renunciado a la libertad a cambio de una supuesta seguridad. Los ciudadanos de Utopia, no quieren líos y a cambio venden su esencia humana, su capacidad de decidir, de pensar, de decir alto y claro NO.

Yo no quiero ser ciudadano de Utopia y estoy dispuesto a correr el riesgo de la libertad. Prefiero tener algunos líos que me indiquen que debo tomar decisiones y que esas decisiones son mías, quiero seguir vivo.

Me preocupa la proliferación de cámaras por las calles en nombre de "mi seguridad"; pero me preocupa más que algunos seres humanos las reclamen para que les filmen.
Curiosamente las religiones siempre nos han mostrado que había alguien que nos vigilaba, que nos veía... ahora cuando la razón y el espíritu humano, perecían haberse hecho un hueco de libertad, algunos reclaman ser vigilados...
Yo no soy oveja, no necesito pastores.
Que Fortuna nos libre de determinados pastores.

21 comentarios:

María dijo...

El conductismo, ve a las personas como sujetos pasivos, sin personalidad...más o menos como los ratones de Pavlov...te toca una campanita y empiezas a salivar ...suponiendo que tras el tintineo llega la comida. Vivimos en un mundo un poco así...tras un escaparate vemos un cochazo y ¡¡haaala!! todos salivando sintiendo la velocidad, cuando una vez en carretera, no puedes superar los 110 y eso con suerte. Suponemos que llenándolo todo de cámaras, policía, leyes coercitivas y sanciones hasta por respirar, vamos a estar más protegidos y seguros y... lo único que estamos es custodiados como en una prisión, somos tan tontos que nos convertimos en prisioneros y además tiramos la llave... no vaya a ser que nos abran la puerta;-)

Oye TEMU y ¿esto a qué venía? ;-)
Lo siento... debe ser que ya es tarde.

Un besito.

Novicia Dalila dijo...

Todos somos ovejas, Pater. Lo siento pero es así. La diferencia es que unos están plácidamente instalados en el rebaño y ni se cuestionan ni se plantean un cambio, y otros viven en el rebaño de los "inconformistas", pero rebaño al fin y al cabo...
Yo prefiero administrarme el soma por mí misma. Paso de pautas pre-establecidas por gente que ni me conoce... O eso intento.
Respecto a las cámaras en las calles, te diré lo mismo que decía un anuncio (esto ya lo puse en un blog una vez):
"Podreis saber lo que como, cuanto duermo y con quien, como vivo, cuanto tengo en el banco, en qué me gasto mi dinero... pero nunca sabreis nada de mí"

Un beso, Temu

Dr.Mikel dijo...

Estimado Temu, a colación de lo que contaba, el otro día charlando con una antigua amante, de profesión docente, me contaba literalmente lo encantados que estaban los niños con ellas, llegandome a decir " si les ordenara que se tiraran por la ventana lo harian".
Me estremecí, no por lo que contaba sino por las connotaciones que puede tener en el individuo una determinada tendencia de la educación recibida.
Saludos.

Torcuato dijo...

Ellos crean el problema, nosotros pedimos la solución, ellos dan la solución al problema que han creado.
Muy buena entrada, Temu.

Miguel Ángel de Móstoles dijo...

Vivimos en una sociedad en la que estamos alienados. Nos pese o no. Aunque no me resigno a que esto cambie a algo mejor.

¡Un abrazo!

Rick dijo...

El Hermano Mayor nos vigila. Y efectivamente, hay personas "de orden" a las que les parece bien. Y creeen que la Ley -en su sentido dictatorial- es necesaria. De ahí volveremos a las sospechas sobre la cultura, que como todo el mundo sabe es revolucionaria, y acabaremos quemando libros como en las ficciones que no lo son tanto. Y luego llegará otro Hitler. Y todos contentos.

Dr.Krapp dijo...

El conductismo supone que hay unas leyes fijas que se cumplen en función de determinados estímulos lo cual si bien ha fracasado a nivel individual tiene un enorme éxito si se trata de adiestrar multitudes. Los grandes manipuladores de masas lo saben, por eso lo que hacen es violentar la conciencia personal, amedrentar al individuo y obligarle a renunciar a lo que le hace individuo en beneficio de una supuesta conciencia colectiva: territorial, racial, deportiva etc...
Si quieres ver los efectos perniciosos de las cámaras, date una vuelta por Gran Bretaña o por Mónaco, donde la calle se ha convertido en un enorme Gran Hermano.

Temujin dijo...

María,esto venia a cuento de la proliferación de gente que cuando hay un asesinato en la calle, empieza a pedir cámaras de vigilancia en todos los sitios, cuando las cámaras de vigilancia no evitan nada. Cuando buscan la seguridad absoluta y esa ni existe, ni creo que sea buena...

Temujin dijo...

Novicia, ""Podreis saber lo que como, cuanto duermo y con quien, como vivo, cuanto tengo en el banco, en qué me gasto mi dinero... pero nunca sabreis nada de mí"... esta frase es muy bonita y pudiera ser en determinados casos verdad. Pero también es verdad que los seres humanos desde muy antiguo nos meneamos por estímulos muy concretos. Por poner un ejemplo, ¿te pones la misma ropa ahora que hace diez años? seguramente abrigara de igual forma... ¿porque las escondes en el armario?...

Temujin dijo...

Doctor Mikel, me imagino que la docente trabaja con niños muy pequeños; mi primera rebelión seria la hice en clase con doce años, entonces pegaban en clase y le dije al profesor que se acabo, que no me iba a pegar más... y no me pego más.Me acuerdo ahora y pienso ¿como me saldría aquello?...

Temujin dijo...

Torcuato, como siempre, una concentración de pensamiento. No puedo estar más de acuerdo...

Temujin dijo...

Miguel Angel.Resignación y derrota van unidos....

Temujin dijo...

Rick "quemando libros como en las ficciones que no lo son tanto." Efectivamente, la cultura del pensamiento único parece ser gusta a la gente. Tenemos miedo a la discrepancia, a la alternativa y eso es muy triste. La aparición de nuevo "guru" no es descabellada, tiempo al tiempo...

Temujin dijo...

Doctor Krapp, he estado en Mónaco y en Londres, se de lo que hablas. La gente se tiene que refugiar en el colectivo, pues hay muy poca gente capaz de expresar sus opiniones y criterios en voz alta. Muchas veces el anonimato es su salida, creo que ese es uno de los secretos del éxito de Internet, la gente se cree anónima y no es cierto. La información puede ser rasteada y el anonimato no es más que un espejismo, pero ...

Desclasado dijo...

Yo no quiero cámaras. No quiero que se preocupen tanto de mi seguridad. No quiero leyes que me digan como he de pegar un polvo con mi pareja, ya lo acordamos nosotros.
Y sobre todo no quiero que en nombre de la libertad nos esclavicen.

Novicia Dalila dijo...

Por poner un ejemplo, ¿te pones la misma ropa ahora que hace diez años?

Síiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii :'(:'(
Tengo cosas de hace 10 años que todavía me pongo :'(

Mestán dando ganas de llorar¡¡¡ :'(:'(

:P

Temujin dijo...

Desclasado, cuando alguien se quiere apropiar de nuestra conducta, pensando que somos idiotas o cobardes, podemos pensar de muchas formas... Una aceptando y otra rebelandonos, yo soy de la segunda..
hay mucha gente que quiere vivir en la esclavitud y eso es, para mi, lo peor. Pues si no se tienen aspiraciones, nunca se llega a nada...

Temujin dijo...

Novicia, el habito no cuenta, no seas tramposa... Te dejo mi hombro para que llores...

TORO SALVAJE dijo...

Menos mal que oigo a alguien decir lo de las cámaras.
En nombre de la seguridad nos están controlando la vida entera.

Saludos.

Temujin dijo...

Pues si, a mi me jode que me filmen Toro y no se trata de ocultar o no, se trata de filmar..

Temujin dijo...

Camaras hay que poner en las reuniones de Gobierno, en los consejos directivos de empresas de más de 300 empleados y en muchos más sitios donde se cometen crimenes..